domingo, 15 de septiembre de 2013

Creo que es en estos momentos, cuando no sabes a quien recurrir, hace falta algo como esto, soltarlo, escupirlo y dejarlo aqui. Por dejarlo en algun sitio y no llevarlo tan adentro. Por si algun dia lo vuelvo a leer, para aprender, o por si alguien lo encuentra y, por casualidades de la vida, siente lo mismo que yo.
Lo intenté, lo intente mil veces y de un millon de maneras distintas: queria ser la mejor persona del mundo, pero la vida seguia dando por culo, siempre, si no era de una manera, de otra. También he intentado ser una hija de puta, orgullosa, caprichosa y manipuladora. Pero también sigo recibiendo por delante, por detras, por arriba, por abajo y por los flancos. Si alguien lo sabe, por favor, que me diga que cojones tengo que hacer para no acabar llorando, sola, porque no me gusta que nadie me vea llorar, hasta que se me hinchan los ojos y me quedo dormida de puro cansancio y de ganas de desconectar de una realidad en que las personas que quiero siempre terminan jodiendo. Y, por si alguien no lo sabe, a las personas buenas no les pasan cosas buenas. ¿Donde esta dios o el karma o la puta ley de atraccion? Me duelen las pestañas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario