martes, 23 de octubre de 2012

Allors enfants de la patrie




Déjame llenarte los silencios, mirarte de medio lado, tocarte a distancia y notar desde aqui que se te ha puesto la piel de gallina. Déjame reirme mientras pones cara de gilipollas, recibir un mensaje a media noche en que me digas que me echas de menos. Otra vez. Déjame acompañarte en tus cien noches de soledad, alegrarte las mañanas, sonreirte las tardes y regalarte las noches. Dejame tragarme tu olor, arrancarte los temblores, escuchar tu miedo, tus experiencias, tus antiguos amores. Déjame sentirme tu amiga y bailarte las canciones. Ven. Déjame rimarte la vida

No hay comentarios:

Publicar un comentario